jueves, julio 31, 2008

Estar pedo

Encima de la mesa deje las llaves, madre.

Pues ahí no estaban.

Los duendes verdes, madre, los duendes verdes.

No hay comentarios: